0

Crackers de alpiste (o galletas de semillas). Sin gluten ni harinas

Estas galletas crujientes son facilísimas de hacer. Son súper adictivas, pero también nutritivas y saciantes.

No llevan nada de harina ni huevo ni lactosa. Es la chía la que aglutina la masa. Estas semillas sueltan una especie de gel cuando se dejan a remojo.

Nutricionalmente estas galletas son ricas en fibra, ácidos grasos omega 3 y proteínas vegetales, pero bajas en carbohidratos y sin azúcar. Por lo tanto, ayudan a reducir la sensación de hambre y liberan energía de forma más constante sin producir picos de glucosa.

Son ideales como tentempié, o para acompañar el aperitivo (con humus o guacamole por ejemplo), y a los niños también les encanta.

Ingredientes

½ taza de pipas de girasol
½ taza de semillas de calabaza
¼ taza de semillas de sésamo
¼ taza de linaza
¼ taza de semillas de chía
½ cucharadita de sal
1 taza de agua
1 porción de escamas de sal marina (para espolvorear)

Instrucciones:

1. Primero se ponen todos los ingredientes salvo la sal en escamas en un bol. Se mezcla bien y se deja así a remojo unos 15 minutos.

2. Calentar el horno a 170C.

3. Se coloca papel de horno en una bandeja y se extiende unas gotas de aceite para que no se pegue. Se extiende la masa para dejar una capa finita, unos 4mm de grosor.

4. Se espolvorea con las escamas de sal y se hornea durante 25 minutos. Ojo porque cada horno es diferente y es fácil que se queme.

5. Ahora, hay que sacarlo del horno y darle la vuelta quitando el papel de horno (ya no se pegará a la bandeja) y a continuación, se vuelve a meter al horno para que se dore y quede  crujiente unos 12 minutos.

6. Se saca del horno y se deja enfriar una media hora para después romperlo en trozos directamente con las manos.

Guardado en un recipiente hermético, aguantaría varias semanas si no nos lo comiéramos en cuestión de días…!.

Anuncios
0

2 recetas seguidas de bizcocho de plátano

¡Hola!

Espero que estéis disfrutando de esta semana! Por ahora, este mes de septiembre va fenomenal… las niñas están de vuelta al cole y encima en el mismo! Con lo cual ya hemos vuelto a una rutina. El verano era un desafío tratando de trabajar y a la vez encontrar cosas que hacer con las niñas y no caer en la tentación de plantarlas delante de la tele! Pero ahora, viento en popa.

Las niñas se tienen que llevar una merienda al cole (también se llevan la comida) y me gusta que se lleven algo casero pero no pueden llevar nada que contenga nueces… Pero es la excusa perfecta para entrar en la cocina y ponerse a hornear!

Una de nuestros dulces de primera necesidad por aquí es el bizcocho de plátano. Esta receta no tiene gluten, pero es que me parece que sale mejor que otras recetas que había hecho anteriormente con gluten. El bizcocho de plátano que hice anteriormente con harina de coco está muy bueno pero es un poco más trabajoso que esta receta y además, tampoco se pueden llevar coco al cole porque es una nuez!

Esta receta es muy, muy simple, y tiene el sabor y la textura del pan normal de plátano.

Si no os preocupa el gluten, la harina de arroz integral se puede sustituir por harina integral de trigo. Pronto probaré con harina de maíz que es la que suele tener la gente. No es mi harina favorita, porque nutricionalmente es un cero pero además a veces confiere un sabor metálico y un regusto raro en la lengua. Quizá aquí pueda funcionar porque es muy poca cantidad.

Ingredientes

  • 100 gramos de harina de avena (yo trituro 100 gramos de copos de avena en la thermomix)
  • 40 gramos de harina de arroz integral
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 1/4 cucharadita de levadura royal
  • 75 gramos de mantequilla atemperada
  • 50 gramos de azúcar
  • 2 huevos
  • 2 plátanos pochos machacados con un tenedor
  • (Chocolate negro partido, al gusto y opcional)

 

Instrucciones

Precalentar el horno a 180 grados.

En un bol, se mezclan las harina, sal, bicarbonato de sodio y baking powder.

En otro bol, se bate la mantequilla y el azúcar.

A continuación, verter la mezcla de harina en la mezcla de mantequilla y batir.

Ahora se añaden los huevos uno a uno y se baten.

Finalmente, se agrega el puré de plátano y se mezcla.

(Aquí añado unos 120 gramos de chocolate negro partido en trocitos porque si no mi hija pequeña ni olería el bizcocho)

Se vierte en un molde de plum cake con papel de cocina unos 45 – 55 minutos, o hasta que un palillo insertado en el centro del pan salga limpio.

 

 

Imagen
0

Bizcocho de plátano rico, sano y sin gluten

Bizcocho de plátano harina de coco

Bizcocho de plátano con harina de coco

¿Por qué utilizar harina de coco ? Es rica en fibra, unos 5 gramos en cada porción de 2 cucharadas, contiene grasas saturadas pero es considerablemente más baja en carbohidratos que la mayoría de otras harinas, unos 8 gramos. Esto lo hace ideal para la gente que sigue una dieta sin gluten o paleo o que quieren reducir su ingesta de hidratos de carbono.
Realmente no tiene un sabor fuerte a coco lo cual permite su uso en repostería u otras comidas, por ejemplo se puede usar como empanado para pollo o pescado. No se puede emplear en cualquier receta, sustituyendo otro tipo de harina, puesto que absorbe muchísima agua. Es mejor reemplazar un 20% o así de harina normal por la de coco y habrá que añadir más liquido para compensar por lo que es casi mejor seguir una receta diseñada para harina de coco.

En cuanto a esta receta, está deliciosa. Como veis, no es un bizcocho muy ligero pero aun así buenísimo. En casa, hacemos bizcocho de plátano por lo menos 1 vez al mes. Según se van pochando los plátanos, los meto en una bolsa en el congelador hasta que tengo 3 o 4. Yo preferiría sólo añadir nueces pero aquí la familia es bastante adicta al chocolate y no entienden la existencia de un bizcocho, galleta o postre sin chocolate. Lo bueno es que el bizcocho proporciona unas 150 calorías y unos 4 gramos de fibra por porción. No está tan mal… no?

INGREDIENTES
3 plátanos maduros, machacados
1 cucharada de miel
1 cucharadita de extracto de vainilla
110 gramos de pasta de almendras/avellanas o mantequilla
2 huevos, a temperatura ambiente
65 gramos de harina de coco
1/2 cucharadita de bicarbonato de sodio
1/2 cucharadita de levadura Royal
1/2 cucharadita de canela
1/4 cucharadita de sal
Chips de chocolate oscuro al gusto (yo pongo más o menos, media taza)

INSTRUCCIONES
Precalentar el horno a 180 grados. Se coloca una hoja de papel de horno en un molde para plumcake y se unta con aceite (van muy bien, los sprays) o mantequilla.
En un bol grande, se combinan los plátanos, la miel, la vainilla y la mantequilla; se mezclan con la batidora (varillas, robot, etc.) hasta que esté suave y cremoso. Ahora se añaden los huevos, uno a uno, mezclando a velocidad media hasta que queden bien incorporados. Con la batidora a velocidad media-baja, se añade la harina de coco, el bicarbonato de sodio, levadura royal, la canela y la sal; y se mezcla de nuevo hasta que esté bien combinado. Con ayuda de una cuchara grande de madera o espátula, se incorporan los chips de chocolate.
Se vierte la mezcla en el molde preparado y se hornear durante 25-35 minutos o hasta que una brocheta de metal (o cuchillo) insertada en el centro salga limpio. Sacar del horno y dejar enfriar.

0

Coles de Bruselas por un tubo

No voy a mentir, ni con esta receta he conseguido que mis hijas coman coles de Bruselas. Pero sí todos mis amigos, incluso los que no comen más verduras que alguna tira de lechuga que se cuela en su big-mac, y han flipado.
Creo que las coles de Bruselas son una verdura que va ganando adeptos, vamos que va a ser trending topic como lo fue la muy digna alcachofa. 

Me encantan hervidas y servidas con mantequilla, pero si las queréis elevar de nivel de verdad, hay que probar esta receta:

Coles de Bruselas con bacon y pasas

200 gramos de bacon, picado
Unos 500 gramos de coles de Bruselas limpias
1 buen puñado de pasas
Sal y pimienta negra recién molida
2 cucharaditas de vinagre balsámico

Se cortan en cuartos las coles. Esto lleva un rato, así que también podéis picarlas en un procesador de alimentos (thermomix por ejemplo).

Se pone una amplia sartén a fuego medio con un chorro de aceite y se añade el bacon, friéndolo (removiendo ligeramente), hasta que empiece a quedar crujiente, unos 5 a 8 minutos.

Se añaden las coles y las pasas a la sartén; salpimentar al gusto. Se pone a fuego medio y se deja cocinar sin remover  hasta que las coles y los higos queden tiernos unos 5 a 10 minutos. Se sube la temperatura y se cocina (removiendo un poco) hasta que se doren un poco las coles (otros 5 a 10 minutos). Añadir el vinagre al gusto, y ajustar el punto de sal.

20150122-155612-57372798.jpg

20150122-155613-57373655.jpg

20150122-155614-57374530.jpg

2

Ensalada veraniega

Por improbable que pueda parecer, esta combinación es maravillosa, salada y refrescante a la vez. Se convertirá en un plato que no fallará durante el verano. No es muy de niños pero está tan buena que la tengo que compartir. He probado variaciones en algún restaurante pero esta receta es la que más me gusta.

Ingredientes
1 cebolla roja pequeña
4 limas
Una sandía (dulce y madura) de unos 1.5 kilos
250 gramos de queso feta
1 manojo de cilantro
1 manojo de menta fresca (picada)
Aceite de oliva virgen extra
100 gramos de aceitunas negras (troceadas)
Pimienta negra

1. Primero hay que pelar y partir por la mitad la cebolla y cortarla en medias lunas muy finas. Se ponen en un cuenco pequeño y se deja marinando con el jugo de las limas, para que la cebolla vaya tiñendo de rosa el juguillo y se rebaja su sabor. A lo mejor sólo hacen falta 2 limas si tienen mucho jugo…
2. Quitar la corteza y las pepitas de la sandía, y cortar en trozos triangulares de unos 4 cm (más o menos).
3. Cortar el queso feta en trozos de tamaño similar y poner junto con la sandía y las aceitunas en un bol poco profundo. Se añade el cilantro en trozos bastante grandes y la menta picada.
4. Ahora se añade la cebolla junto con el jugo rosado ​​sobre la ensalada y luego el aceite y pimienta al gusto. Hay que mezclar con cuidado la ensalada para que el queso feta y la sandía no se desmigajen demasiado.

20130919-215227.jpg